Me gustan los ojos desnudos del señor sol

el
Me gusta cómo te ve mientras espío por las persianas. Me gusta cómo traspapela tu pellejo para transformarlo en seda color perla. Y no se gastan, ni tu piel ni la del sol, que todas las mañanas está ardiendo.
¿Cuántos eclipses de sol habrá este año? No sé y prefiero quedarme así, con la vista en tu espalda mientras te siembro.
Me gusta ver al sol cuando despierto y ver cómo mis dedos se van haciendo pequeños, hasta quedar hechos reata. En tiras, despedazados, hundidos como aquel pozo que vio caer un colibrí.
“Me gustan los ojos desnudos del señor sol”
Me gusta cuando deliras.
¿Cuántas lunas llenas verás desde tu ventana este año? Me gusta tu órgano sexual hirviendo. Y caer en tu juego, una y otra vez, hasta que el sol se duerma.
Me gusta que el sol se coma mi cuerpo y me vea devorándome el tuyo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s